Invierte en viajar, es la mejor inversión


Esta carta la leí esta mañana, resonó en mí ese deseo que habita desde que soy pequeña de viajar, conocer otros mundos, probar cosas nuevas y diferentes, dejarme asombrar por todo lo nuevo de la gente, la cultura, su comida.

El texto me recuerda a mí misma, cada vez que mi niña interior pide naturaleza, playa, agua, silencio, ruido, gente nueva, gente conocida. Una mezcla entre escapar a la aventura, adentrarme en el silencio.

He de decir que cada vez la escucho más, de pequeña mis viajes hacían parte de mi mundo mágico y de sueños;  los pocos viajes que podíamos hacer eran todo un universo para mí en el que disfrutaba al máximo, daba igual que diluviara o hiciera un calor infernal. Los viajes los “exprimía” de tal modo que quedaba saciada y con la ilusión de esperar a que hubiera nuevamente una oportunidad para volver a salir. Y no se crean ustedes que mis viajes eran cada dos por tres, al revés,  en aquel entonces  habia que esperar casi un año para que se dieran. Pero cuando se viene de una familia humilde como es mi caso, salir a la esquina ya es toda una aventura. Sin embargo, en mi alma  hay viajes cortos  que recuerdo y revivo como los mejores viajes de mi infancia

Esos viajes de los sábados en la tarde que consistían en andar por las ladrilleras con mi papá (andar, andar, andar, buscar bichos, ver las plantas, saltar en los charcos y llegar a la casa en la que se cocinaba el barro, sentarme y hacer una vasijta, untarme hasta las orejas y regresar a casa, escuhar a mi mamá decir… pero vea como viene la niña… pegarme una ducha con mangera y quedar como nueva). Así, sencillo; sin embrago, para mi  ese era uno de los mejores viajes, no sólo por  ir con mi papá, sino  porque incluían embarrada, andar en medio  de naturaleza y  a mitad de camino parada para disfrutar de pan – colombiana y salchichón.

Un poco más grande, estaban los viajes con mis hermanos, de hecho los recuerdo diciendo “se aprende más afuera que en el colegio, así que, qué más da que falte uno o dos días por estar de viaje” y tenían toda la razón.

Así, que ahora que soy grande,

Cada vez que puedo, me escapo.

Ya no en sueños,

aunque también, en astral no paro de viajar. Pero eso hace parte de otras aventuras!

Así que mi invitación de hoy es a viajar, en sueños, en la realidad largo, corto, cerca, lejos, solo, sola, acompañado, con amigos, de camping, con plan, sin plan.

Pero viaja.

Flam fiordos VIAJES Alejandra León _.jpg

 

Carta a mí mismo cuando tenía 20 años

Mae. No voy a preguntar cómo estás, porque lo recuerdo. Estás bien, y los años que vienen vas a estar bien. No tengo mucho tiempo (no lo vas a tener, pues) ni mucho espacio. Apenas 2.500 caracteres para decirte algo importante desde el futuro. Así que elijo esto: ¡Viajá más, huevón!

Si te vas a empeñar en algo, empeñate en irte. Cada vez que podás, y cada vez por más tiempo. Seguí los mismos sueños, hacé los mismos planes, emprendé los mismos proyectos y repetí los mismos errores si querés. Pero viajá más.

En los próximos años, te van a distraer ideas, sentimientos y personas. Aferrate al plan, que yo sé lo que te digo. Invertí en viajar, que es invertir en vivir. Usá lo que te ganés para alejarte de vez en cuando, que no puede haber perspectiva sin distancia. Andate y volvé, y andate. Creéme que nada te va a dar momentos de mayor felicidad.

Viajá joven, las circunstancias no harán más que complicarse luego. Viajá lejos y viajá cerca. Viajá con tu gente más querida, viajá solo; viajá soltero.

Sólo después viajá en pareja. Nada pone a prueba el amor como viajar juntos, decía Mark Twain, viajero incansable y astuto que encontró el amor, viajando.

Caminá, caminá, caminá. Gastate los pies recorriendo calles nuevas. Perdete sin miedo. Hablá con desconocidos, escuchá todas las historias, hacé todas las preguntas. Comé solo, comé en pelota, comé sin prisa, comé de camino. Comé allá lo que nunca vas a comer acá. Lo caro y lo barato, lo verde y lo rojo, lo duro y lo espeso.

Exprimí cada día y cada noche. Emborrachate al menos una vez en cada ciudad. Probá todo lo que no te mate. Hacé el ridículo. Enamorate por un par de días. Amá en otro idioma. Hablá en lenguas. Tocá la gloria.

Viajá con humildad, que es lo que garantiza la capacidad de asombro. Asombrate de lo épico y de lo simple, de lo extraordinario y de lo mundano. Asombrate de los olores, de los colores, de la naturaleza y de lo que la gente hace con la naturaleza. Asombrate del arte, del caos, del futuro y del pasado, de lo exquisito y lo repugnante. Aprendé sin soberbia y dejate arrollar una y otra vez por el asombro, que es lo que hidrata al alma y el cerebro. Que “viajar es fatal para los prejuicios, la intolerancia y la estrechez de mente”, escribió Twain en sus crónicas. “Nadie adquiere una visión amplia, saludable y generosa si se queda en una esquina de la Tierra toda su vida”, remataba.

“Viajá lejos y viajá cerca. Viajá con tu gente más querida, viajá solo; viajá soltero”.

Vas a ver que el mundo se va a hacer más pequeño. El obstáculo entonces será tu voluntad, o la falta de ella. Me habría gustado entenderlo más temprano. Que no te pase.

Por cierto: en el título digo “carta” por decir cualquier cosa. En el futuro nadie escribe cartas. Ni siquiera cuando está de viaje.

Fuente

Gracias por leerme y compartir,

Sígueme a través de mis redes sociales

Alejandraleon.com
@psico_alejaleon
Facebook
Recuerda, puedes escuchar mis audios / videos  aquí

Anuncios

Publicado el 22/04/2017 en Un café con Alejandra, Viajes y etiquetado en , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: